El Mercedes-Benz CLS Shooting Brake

Shooting-Brake o Shooting-Break es un término británico generado en el siglo XIX para designar un determinado tipo de carrocería de coche. Eran coches pensados originalmente para transportar “partidas de caza” con todo su equipamiento. De hecho, Rolls-Royce adoptó este término en 1910 para su modelo “Silver Ghost Shootin- Brake”. Hoy en día es mucho más utilizada la denominación “Station Wagon”, nombre acuñado posteriormente para definir el mismo tipo de carrocería.

Sixt España ha incorporado los Shooting-Brake que Mercedes-Benz acaba de lanzar al mercado. El Mercedes-Benz CLS Shooting-Brake es la versión de carrocería familiar del CLS, pero con 4,95 metros de largo, con lo que ofrece más altura al techo en las plazas posteriores, un maletero de mayores dimensiones (muy cuidado) con multitud de detalles para que sea más fácil de cargar. Además, a diferencia del CLS Berlina, la suspensión posterior es neumática y autonivelante.

Este nuevo modelo estará disponible en las oficinas de Sixt en: Madrid, Barcelona, Palma y Alicante. Estanislao de Mata, Director General de Sixt en España: “Incorporamos una nueva variante de vehículo de lujo a nuestra flota española. Pretendemos con ello demostrar que podemos ser exclusivos hasta en los vehículos más familiares. Esta ha sido nuestra intención al decidir adquirir el CLS Shooting-Brake de Mercedes-Benz con el máximo equipamiento disponible”.

La flota de Sixt en España sigue aumentando en la tipología de vehículos exclusivos. A los Porsche, Aston Martin y BMW M3 y M6 se suma ahora este lujoso vehículo familiar Mercedes-Benz de aspecto impresionante.

 

VN:F [1.9.22_1171]
Rating: 5.0/5 (1 vote cast)
Sixt incorpora el Mercedes-Benz CLS Shooting Brake a su flota, 5.0 out of 5 based on 1 rating

Términos de búsqueda: