La historia del cine está llena de grandes conductores de coches. Algunas de las escenas más memorables de la gran pantalla son persecuciones llenas de vértigo y adrenalina. Cómo olvidar al gran Steve McQueen zigzageando por las calles de San Francisco a bordo de un Ford Mustang GT-390 en “Bullit”, o a los Austin Mini Cooper S poniendo patas arriba el tráfico de Turín en “The Italian Job”. En Sixt queremos repasar algunas películas en las que el conductor de un coche es el gran protagonista de la historia.

Chófer (Paseando a Miss Daisy, 1989)

Empecemos despacio y respetando las normas del tráfico, porque Morgan Freeman era un perfecto caballero a bordo de los distintos coches de la adinerada señora. El gran actor interpreta a Hoke Colburn, un hombre humilde que no sabe leer y recibe clases de Miss Daisy. Él la lleva a todos los sitios y ella le ayuda a convertirse en un hombre más cultivado. El film ganó cuatro premios de la Academia, incluido el de Mejor Película.

driving miss daisy

Autobús (Speed, 1994)

A diferencia del bueno de Morgan Freeman, Sandra Bullock se salta todos los carteles de stop. No tiene más remedio, si el autobús detiene la velocidad explota por los aires. Dennis Hopper es un malo malísimo muy enfadado y Keanu Reeves es el policía guapo y sacrificado que le pide a la chica que conduzca lo más rápido posible. Por supuesto, en medio de la trepidante huída hacia delante tienen tiempo para enamorarse, gritarse, enfadarse y reconociliarse. Hollywood en estado puro.

Coches de carreras (Cars, 2006)

No son de carne y hueso pero están llenos de emociones. Los coches de “Cars”, película de la factoría Pixar, lloran y ríen como si fuesen personas. Es la magia del cine, que nos hace creer que Rayo McQueen, exitoso coche de carreras, es un buen muchacho pero algo confundido con el éxito. Le viene muy bien perderse en medio de un pueblo, donde se hará amigo de un pintoresco grupo de coches olvidados. Paul Newman pone la voz en uno de sus últimos trabajos. Todo un honor para esta taquillera película familiar.

Taxistas

En esta categoría podemos encontrar personajes memorables. Los guionistas de Hollywood tienen adoración por la figura del taxista, sobre todo por aquellos con serios problemas emocionales. Vamos, que después de repasar algunas de las películas con taxistas en el rol protagonista, dan pocas ganas de volver a subirse a uno de ellos.

Robert De Niro en “Taxi Driver” (1976) tenía demasiado tiempo libre y daba rienda suelta a su imaginación… y sus prejuicios. Ni que hablar de la noche toledana que le hizo pasar Tom Cruise a Jaimie Foxx en “Collateral” (2004).

Y para taxistas, Bruce Willis. En dos películas sus personajes se ganaban la vida bajando la bandera. En “El quinto elemento” (1997) y en una de las últimas entregas de “La jungla de cristal”, Willis pertenecía al gremio de los taxistas y siempre parecía muy enfadado con el tráfico.

En definitiva, la historia del cine está repleta de grandes conductores de coches. Comparta con el equipo de Sixt otros personajes míticos que le vengan a la memoria y no estén incluidos en esta lista.

 

 

VN:F [1.9.22_1171]
Rating: 5.0/5 (1 vote cast)
Cuando el conductor es el protagonista de la película, 5.0 out of 5 based on 1 rating

Términos de búsqueda: