El blog de Sixto

Equipo de protección para jugar rugby y su importancia

Equipo de protección para jugar rugby y su importancia

El rugby, como deporte, implica un contacto bastante brutal entre jugadores, además de un ritmo de desempeño bastante rápido, por lo que los jugadores necesitan de un equipo especial dentro del campo, el cual, tiene como principal objetivo la protección y la seguridad en todo momento. Por ejemplo, suele suceder que durante el juego los jugadores chocan sus cabezas y extremidades y sufren choques de cierto impacto que los hacen caer al suelo, todo esto producto del impacto contra otro jugador que viene a gran velocidad y con gran fuerza, por lo que si no se tuviera la protección adecuada , se podría sufrir importantes lesiones.
ISOTIPO-SIXTBLOG

El rugby, como deporte, implica un contacto bastante brutal entre jugadores, además de un ritmo de desempeño bastante rápido, por lo que los jugadores necesitan de un equipo especial dentro del campo, el cual, tiene como principal objetivo la protección y la seguridad en todo momento.

Por ejemplo, suele suceder que durante el juego los jugadores chocan sus cabezas y extremidades y sufren choques de cierto impacto que los hacen caer al suelo, todo esto producto del impacto contra otro jugador que viene a gran velocidad y con gran fuerza, por lo que si no se tuviera la protección adecuada , se podría sufrir importantes lesiones.

Si quieres indicarte en la práctica de este deporte, aquí te traemos el equipo que deberás comprar y la importancia de cada una de estas piezas, gracias a la información proporcionada por los especialistas en equipamiento para todo tipo de deportes de Compradeporte.com.

Equipo de rugby tradicional

Según las reglas del rugby tradicional, lo único que se necesita para jugar es la cantidad apropiada de jugadores, un campo, una portería y una pelota. No obstante, el rugby de hoy en día si que requiere de equipamiento de protección especializado pensado para proteger a cada jugador y que es el siguiente:

Casco de rugby

El casco es el equipamiento protagonista del rugby, ya que cumple la función más importante de proteger a los jugadores de posibles lesiones en el cráneo, a origen de los diferentes impactos propios del juego.

La función de estos es, por supuesto, proteger la cabeza para evitar posibles lesiones en los tejidos blandos y las orejas. No obstante, algunos dicen que si los jugadores usan buenas técnicas en el tackle o placaje, así como en otras fases del contacto, no hay necesidad de llevar un casco. No obstante, como nunca se sabe lo que pueda pasar, el casco se ha vuelto parte esencial del equipo para jugar rugby, al menos si no se quiere terminar con una contusión.

Por lo general, el casco se trata de una gorra de scrum acolchada que se asegura a la barbilla con una correa. Tiene agujeros en la parte frontal superior para que la cabeza del jugador esté bien ventilada. Pero hay variados tipos de cascos, como unos que son más pesados y se envuelven alrededor de la cara como las patillas, con los orificios de ventilación en la cúpula.

Cualquiera que sea el tipo de casco, debe cumplir con ciertos requisitos. El primero es que su composición debe ser de un material acolchado, ya que no se permite el uso de productos duros en el juego. Pero, también debe cumplir a cabalidad con las especificaciones de fabricación que indica el IRB.

  • ¿De qué nos protegen?

Ya hemos comentado que los casos se utilizan para protegernos de lesiones en el área de la cabeza y las orejas, entre las cuales podemos mencionar a la conocida “oreja de coliflor”.

Este síntoma es resultado de la fricción constante que tienen los jugadores durante los scrums (la técnica en rugby en la que los jugadores se enfrentan cabeza a cabeza para retener la pelota) o melés de rugby, siendo los cascos la única forma de protegerse y evitarlo. Y es que gracias al acolchado de los cascos utilizados para el rugby, estos aportan una gran protección durante el contacto propio del juego.

  • ¿Cómo elegir tu casco de rugby?

Como dijimos, existen variedad de cascos en el mercado. Por lo general, todos cumple con las características del material acolchado, que se ajustan a la barbilla y que tienen agujeros para darle ventilación a la cabeza y el pelo. Aquel caco que no cuente con estas tres condiciones, sencillamente no es una buena elección.

Pero, además, también es importante que nuestro casco se ajuste a los exigido por la normativa del deporte, siendo que ya mencionamos que no puede ser de ningún material duro. El reglamento de vestimenta agrega:

“…Un jugador no debe usar ningún elemento que tenga hebillas, clips, anillos, bisagras, cierres a cremallera, tornillos, pernos, o materiales rígidos o salientes no permitidos en esta ley. Por lo tanto, nada de esto estará tampoco permitido en un casco”.

Por lo que podemos concluir que, por ejemplo, el cierre y ajustes deberán ser mediante velcro o materiales elastizados.

Por último, también debes cuidar que el casco calce perfectamente bien en tu cabeza, de forma que no afecte tu visión, no se deslice cuando más necesitas su sujeción, no produzca roces o molestias en las orejas y le de el soporte necesario a tu cabeza a la hora de un impacto durante el juego. Para lograrlo, debes comprar un  casco que se ajuste a la perfección a tu cabeza, siendo de la talla adecuada. En las tiendas especialista en equipamiento para deporte o en Internet, podrás encontrar información sobre las diferentes tallas y como seleccionar la tuya.

Y un consejo de nuestra parte, si dudas entre dos tamaños, escoge siempre el más grande. Esto te permitirá hacer algún ajuste en caso de necesitarlo, para que quede más ajustado, mientras que si eliges uno pequeño, no será posible ajustar y te resultará incómodo.

Protectores de rugby

No obstante, la cabeza no es la única parte del cuerpo que necesita protección durante un partido de rugby. Por esto, también debes hacerte con los protectores para este deporte que le proporcionan acolchado a tu cuerpo.

Son muy ligeros, delgados y flexible, y se tratan de chalecos protectores de nylon que debes colocarte debajo de las camisetas. Estos, a menudo, también incluyen hombreras que se deben coser en los chalecos.

Podrás conseguir diferentes tipos en el mercado, algunos con funciones transpirables y elásticos, otros equipados con hombreras de espuma, almohadillas para los brazos y placas para el pecho, por mencionar algunas variables.

Protectores bucales

Otra parte que queda muy en riesgo durante un partido de rugby son los dientes. Por esto, todos los jugadores de rugby suelen usar protectores bucales; medida, además, muy recomendada por  dentistas y ortodoncistas.

Así, algunos equipos, dependiendo de su presupuesto, lo que hacen es enviar a sus jugadores al especialista en salud bucal para que este les haga protectores adaptados específicamente a la composición de la boca de cada uno. Pero, igualmente puedes conseguir diferentes medidas promedio en las tiendas especializadas.

Estos protectores bucales deben ir sobre los dientes, protegiendo tanto a los dientes, como a las encías.

Calzado

El calzado es parte importante del equipamiento para cualquier deporte y el rugby no es la excepción. Como en toda practica deportiva, los zapatos adecuados nos darán el soporte, la protección y la comodidad necesarias para dar nuestro mejor desempeño sin sufrir torceduras ni ningún otro tipo de lesión.

En el caso particular del rugby, se deben usar botas de corte alto, que ofrezcan protección y soporte al tobillo. Así, muchos jugadores profesionales evitan los zapatos de corte alto y más bien se deciden por zapatos de futbol de corte bajo, debido a que estos garantizan una mejor movilidad del pie.

Hombrera

Como el nombre lo indica, sirve para cubrir los hombros, una de las partes más expuestas a impactos en el caso de los jugadores de rugby. Esta no debe superar los 5 mm de espesor, debe tener un relleno de goma (el cual suele variar en espesor según las necesidades) y que funcionará como amortiguador de los golpes. Aunque no es un equipo obligatorio, te recomendamos hacerte con ellas.

Hombrera termoformada

A diferencia de la anterior, esta hombrera cubre el pecho, los brazos y los hombros, se utiliza pegada al cuerpo, y está hecha de goma.

Antebrazo adherente

Este equipo, aunque proporciona protección como cualquier otro en esta lista, en verdad está pensado más para proporcionarle un mejor agarre de la pelota al jugador, sobre todo cuando la cancha está húmeda o mojada. La parte superior tiene goma –para tomar contacto con el rival- y la inferior facilita la adherencia al balón.

Equipamiento acolchado

Siempre apuesta por equipamiento acolchado, esto porque además que en la normativa del deporte no se permiten productos elaborados con materiales duros, te protege de lesiones, y además moretones, cortes y raspaduras.

Estos deben cumplir con los requisitos establecidos por las Leyes del Juego y las Regulaciones, en las que por ejemplo, se advierte que no pueden usarse para que un jugador lesionado vuelva a jugar antes de estar plenamente recuperado.

Vestimenta

La vestimenta utilizada para el rugby suele constar de una camiseta y un pantalón corto, por lo general, elaborados en algodón. No obstante, en los últimos años se ha venido modificando estas, popularizándose el material sintético ya que este hace más difícil que los jugadores se agarren.

Pelotas

Por último, pero no menos importante, tenemos a la que hace que el juego transcurra, la pelota. En el rugby se juega con una pelota ovalada hecha de cuero y/o de materiales sintéticos que se cosen entre sí, y las cuales tienen diferentes medidas según los lineamientos del juego.